¿Te sientes ansioso? Herramientas para manejar la ansiedad como creyente

7 min read

Si estás luchando con la ansiedad, como creyente, aquí encontrarás ocho herramientas que te ayudarán a ir del estrés a la calma. En este artículo, te enseñaremos cómo el memorizar versículos de la Biblia puede cambiar tu manera de pensar. ¿Por qué funciona la meditación? Una poderosa técnica de respiración para relajarse, incluso en medio de un ataque de pánico. Cómo el hecho de tomarte un descanso de las noticias y las redes sociales puede ser justo lo que necesitas. ¿Por qué deberías pedirle a otros que oren por ti? El poder de la actividad física y escribir un diario cuando tienes ansiedad.

 

1. Lee, medita y memoriza estos versículos bíblicos.  

Cuando estamos estresados o ansiosos por alguna situación en particular, a menudo tenemos pensamientos negativos, pero al leer y memorizar pasajes de la Escritura reemplazamos ese diálogo interno no saludable, por lo que Dios dice que somos.

El Salmo 23:4 dice: “Aun si voy por valles tenebrosos, no temo peligro alguno porque tú estás a mi lado; tu vara de pastor me reconforta”. ¡Qué hermosa es esta imagen! Dios está siempre con nosotros, incluso en nuestros momentos más oscuros. La próxima vez que te sientas solo en tu ansiedad, declara este versículo sobre tu vida.

Otro versículo que vale la pena memorizar para momentos de ansiedad es Filipenses 4:6-7: “No se inquieten por nada; más bien, en toda ocasión, con oración y ruego, presenten sus peticiones a Dios y denle gracias. Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, cuidará sus corazones y sus pensamientos en Cristo Jesús”.  Imagínate poder entregar todas tus preocupaciones y estrés a otra persona, eso es precisamente lo que este versículo nos dice que podemos hacer, nos presenta un plan de acción claro: ora, da gracias a Dios y pídele lo que necesites. Esto nos conduce a la siguiente herramienta. 

 

2. Toma tiempo para orar y meditar cada día.

Al desacelerar nuestra mente y enfocarnos en algo específico, a través de la oración y la meditación, los pensamientos que agobian nuestra cabeza pueden comenzar a aclararse. La oración nos permite entregar todas nuestras cargas y preocupaciones a Jesús y la meditación cristiana es una manera de “estar quietos y saber que Él es Dios”, como dice el Salmo 46:10.

En su libro “Recupera Tu Vida”, John Eldridge analiza el uso de una pausa diaria. Él sugiere definir una alarma que nos recuerde que debemos tomar un minuto o dos, para reducir la velocidad, meditar y orar. Una de las frases que él repite durante su pausa es particularmente útil para quien está ansioso. Él ora: “Te entrego todo y a todos a ti, Dios”. Repetidamente, decir esto, tiene un efecto de liberar el estrés, ya que dejamos de ser los únicos portadores de nuestras cargas.

¿Deseas hacer una meditación profunda para la ansiedad? Experimenta esta meditación de diez minutos en la aplicación Glorify, Dios está Contigo.

 

3. Pídele a tus amigos y familiares que oren por ti.

Friends praying for each other.
Foto por Priscilla Du Preez

A veces puede parecer que la ansiedad y el estrés son demasiado abrumadores para afrontarlos solo, incluso si oramos y meditamos. Como creyentes, tenemos el beneficio de pedir a otros creyentes que oren por nosotros.

No tengas miedo ni te avergüences de pedir oración. Es muy probable, que la mayoría de las personas hayan experimentado algún tipo de ansiedad en algún momento. Cuando te sientes estresado o ansioso, saber que alguien está orando por ti es un gran consuelo. Si no tienes a nadie en tu vida que pueda orar por ti, platica con un pastor de tu iglesia o visita el sitio web de una organización cristiana, pues muchas de ellas, tienen formularios de peticiones de oración en línea.

 

4. Utiliza la técnica SEAL de la Marina para aliviar el estrés.

A menudo, la ansiedad altera nuestra respiración con rápidas y superficiales ráfagas, provocando mareos y más estrés. La próxima vez que sientas que tu respiración se altera, prueba la respiración de caja.

La respiración de caja es una técnica para respirar utilizada por los SEALs de la Marina de los Estados Unidos, ya que ayuda a calmar rápidamente la mente, reduce el estrés y mejora el estado de ánimo. De acuerdo con la Clínica Mayo, este tipo de respiración funciona ya que relaja el sistema nervioso autónomo.

¿Cómo se realiza esta técnica? 

Cierra los ojos y respira profundamente por la nariz mientras cuentas hasta cuatro.

Sostén la respiración por cuatro tiempos.

Exhala, mientras cuentas cuatro veces más.

Vacía todo el aire de tus pulmones y cuenta cuatro segundos. 

Repite este proceso por lo menos cuatro veces.

Si la mayor fuerza de élite del mundo usa esta técnica, funcionará también para ti.

 

5. Apaga las noticias.

Actualmente, vivimos uno de los momentos más estresantes de la historia, nuestra mente no fue diseñada para lidiar con el ataque constante de noticias sobre desastres de todos los rincones del planeta. Esto es suficiente para que cualquier persona busque esconderse en un agujero hasta que todo esto termine.

En el 2012, un estudio global descubrió que, aproximadamente 1 de cada 14 personas en todo el mundo sufre de ansiedad y esto fue mucho antes del estrés adicional que causó la pandemia del COVID-19. ¿Puedes imaginar cuán alta es la cifra ahora? Cuando continuamente nos dicen que el mundo está entrando en colapso. Es por esto que, una de las mejores opciones para lidiar con la ansiedad es limitar el consumo de noticias. Empieza por mirar solo una vez al día. Si puedes lograrlo, intenta hacer una pausa más prolongada. Si el mundo entra en colapso, seguro que alguien te lo hará saber.

 

6. Toma un descanso de las redes sociales.

¿Alguna vez te has sentado a ver las redes sociales solo por un momento, y cuando te diste cuenta, pasaron ya varias horas?  Y no solo eso, sino que, por lo general, terminamos sintiéndonos mal por nuestra vida y nos comparamos con perfiles perfectamente diseñados. Un rápido “me gusta” en la publicación de tu amigo, un vistazo por las cuentas de tus celebridades favoritas o publicar una foto bien editada, puede parecer solo una distracción y diversión, sin embargo, estudios realizados descubrieron que el uso de las redes sociales aumenta el riesgo de depresión y ansiedad.

La idea de fines de semana libres de redes sociales ha comenzado a hacerse popular, incluso entre la comunidad de influencers. ¿Por qué no intentarlo y ver si echas de menos el deslizar la pantalla? Si te animas a hacerlo, puedes considerar dejarlas por completo hasta que tu ansiedad disminuya. Es posible que extrañes Instagram, Facebook y Twitter por un rato, pero con el tiempo, la falta de comparaciones constantes y fotos perfectas te llevará a un estado mental mucho más saludable. Utiliza todo ese tiempo extra para otra actividad que calme tu ansiedad.

 

7. Aumenta tu frecuencia cardíaca a través del ejercicio físico. 

A veces es necesario sudar para liberar tu mente. El ejercicio es la actividad más potente para combatir la ansiedad, porque produce endorfinas, que son sustancias químicas mágicas que te hacen sentir bien. Si correr, andar en bicicleta o ir al gimnasio no es lo tuyo, sal a caminar. Un cambio de escenario también distraerá tu mente.

 

8. Escribe.

Si todavía tienes muchos pensamientos que te ponen ansioso, intenta escribirlo todo. Toma papel y lápiz y escribe lo que venga a tu mente. Puede que no tenga sentido, puede ser una lista de cosas por hacer o puede ser una carta para alguien que te ha lastimado. Hay algo catártico en sacarlo de nuestra cabeza y ponerlo en el papel.

Si prefieres probar un método más formal, como escribir un diario, consulta nuestro artículo sobre “¿Cómo empezar a escribir un diario?” y “¿Qué hacer cuando estás estancado?”.

 

Finalmente, no tengas miedo de pedir ayuda.  

Existe una gran diferencia entre sentirse ansioso y la ansiedad clínica, se distingue principalmente por cuánto tiempo duran los sentimientos de ansiedad, qué tan intensos son y si se han vuelto absorbentes. Si notas que tu ansiedad es excesiva o te sientes desesperado, acude con un profesional médico para obtener ayuda

 

Download Glorify app